Pintar tus paredes con efecto mármol

Cómo conseguir el efecto mármol en tus paredes con pintura decorativa

¿Te gusta la estética del mármol y quieres aplicar este efecto en tus paredes? Hoy hablaremos del estucado, una técnica de pintura decorativa se emplea para crear efectos  elegantes y originales en las paredes. Su resultado es una superficie con una estética muy similar al mármol.

Para aplicar la técnica del estucado, hará falta disponer del material principal llamado estuco, el cual es una pasta que se compone con arena de mármol, cal, resinas y pigmentos naturales. En el mercado, en la actualidad podemos conseguir una gran variedad de colores.

Por la elegancia y el estilo que aportan, esta técnica del estucado se utiliza mucho en la actualidad y es muy demandada a los pintores profesionales, además de brindar protección a sus paredes y de darnos un resultado muy duradero.

El estuco se puede aplicar sobre paredes de yeso o cemento ya que es un producto muy versátil. Además puede combinarse con otros colores con lo cual podremos conseguir un resultado con un efecto muy elegante y vistoso.

consejos pintura estucado

Lo primero es preparar la superficie

¿No sabes por dónde comenzar para aplicar la técnica del estucado? Lo primero que debemos hacer, antes de dar inicio a la aplicación del estuco, debes saber cómo preparar la superficie. Empieza por asegurarte de que esté completamente limpia, lisa y seca. A continuación, se debe aplicar sellante para asegurar que el producto se adhiera de forma correcta a las paredes.

Comenzar con la aplicación

¿Ya has preparado tus paredes para realizar el estucado? Para comenzar con la aplicación del estuco, procedemos a colocar el producto en una espátula especial denominada llana. A continuación, la  extendemos sobre la superficie. Debes aplicar una segunda mano, pero antes de que la primera capa se seque por completo,  alternando la dirección vertical y horizontal y arrastrando su trazo. Puedes aplicar todas las capas que desees hasta conseguir el efecto deseado.

Una vez que has conseguido el color que esperabas, vuelve a pasar la llana, pero esta vez sin hacer presión y en dirección de abajo hacia arriba para conseguir un poco de brillo sobre la superficie. Una vez que la pared se ha secado completamente, pasa un paño encerado para aplicar protección y conseguir un resultado más brillante.

Para garantizar que tus paredes lucirán un efecto estucado elegante y de calidad es necesario tener conocimientos básicos sobre esta técnica. Si no quieres perder tu inversión, lo recomendables es que el estucado sea aplicado por pintores profesionales.

consejos pintura estucado

Otras técnicas decorativas

¿Te atreverías a intentar otras técnicas decorativas similares al estucado? Te informamos que existen otras técnicas de pintura decorativa que son muy similares al estucado y que además son de aplicación mucho más sencilla.

Para aplicarlas, debes preparar de igual forma la superficie limpiándola y aplicando el sellador. A continuación, aplica una capa de pintura base y déjala secar completamente. Seguidamente, aplica otra pintura  pero esta vez, de forma irregular.

Antes de que esta capa se seque por completo, con la ayuda de un paño, aplica un poco de pintura base para mezclar los colores, hasta conseguir el efecto deseado y la textura adecuada.

Si eres de lo que no quiere pintar tus paredes y prefieres optar por una opción diferente, puedes optar por la colocación de papel pintado con efecto mármol. Además de este, existen mucho más colores y texturas para elegir.

Más información

Puede que ésto te interese